Autor El poema
13 Agost 2015 a 16:00

El mojito de mango

El mojito de mango

Salir dos horas del agua, enjuto, aletargado, y alegrarse sin
olvidar el pez, sonrojando centros,
y dejarse rescatar por el silencio, áspero, tendido sin gracia, donde,
atendidas las circunstancias,
te vuelven realidad, que a pie de calle,
muchos son los pies,
que otros dijesen, mis aletas devengo.

Vicenzo Martinelli Arsino.
20 noviembre 2014.

Switch to mobile version